Equilibrio

septiembre 16, 2007

…mi abuelo era muy riguroso en torno al tema equilibro, no solo mental sino también físico. Por lo menos una vez a la semana subíamos a la terraza de la cochera de la casa, donde el había preparado una especie de “circuito de equilibrio”, este estaba formado por simples caños de diferentes diámetros y básicamente mi tarea era recorrerlo sin bajar un pie.

Recuerdo aquella mañana, porque había mucho viento y me costaba sobremanera mantenerme sobre el circuito, era muy chico y un viento importante me desequilibraba fácilmente, baje los pies del circuito una y otra vez, hasta que en un momento decidí bajarme de este. Mi abuelo nunca me obligaba a nada, solamente me explicaba el porque de las cosas, me daba algún me consejo o me contaba alguna anécdota y dejaba en mi la decisión final.

-¿vez aquellos pájaros?– me pregunto

si abuelo, los veo

¿vez como viajan contra el viento, por mas fuerte que sea este?, eso es porque tienen que llegar a su meta.– me dijo

Esa fue la última vez que me baje del “circuito de equilibrio”

Anuncios